Labiales Líquidos

Elige el labial líquido que más se adapte a ti y luce unos labios perfectos e intensos durante mucho tiempo.

TEMPORADA

Filtrar

Talla

Filtrar

Tipo de prenda

Filtrar

PRECIO

Filtrar

temporada

TEMPORADA

Filtrar

Precio

PRECIO

Filtrar

Talla

Talla

Filtrar

Tipo de prenda

Tipo de prenda

Filtrar

(20) 4.50/5.00

Labial Líquido Fix Cheese Cake

9,99 €

(27) 4.67/5.00

Labial Líquido Fix Lollipop

9,99 €

(28) 4.54/5.00

Labial Líquido Fix Milk/Shake

9,99 €

(32) 4.69/5.00

Labial Líquido Fix Carrot Cake

9,99 €

(11) 4.45/5.00

Labial Líquido Fix Chocolate

9,99 €

TOP VENTAS

¿Qué labial líquido comprar?

Hay tres aspectos a tener en cuenta a la hora de elegir un labial líquido. En primer lugar, la facilidad de aplicación. Los labiales deben expandirse bien, cubriendo los labios con precisión y secándose rápidamente. El segundo factor es la durabilidad: los labiales líquidos de larga duración pueden permanecer durante horas sin perder intensidad y resistir a besos. Finalmente, es importante la sensación que deja. Los labios han de quedar jugosos y no resecos o pegajosos.

A partir de ahí, la elección del color ya es una cuestión de gusto personal y de compatibilidad con el tono de la piel. Y, naturalmente, el precio es otro factor que puede hacerte decantar por uno u otro labial líquido.

¿Cómo aplicar un labial líquido?

Lo primero es hidratar tus labios. Puedes utilizar para ello un bálsamo labial hidratante. De esta manera, por un lado proteges tus labios de la propiedad deshidratante del pintalabios al tiempo que reparas grietas para crear una superficie más lisa.

Una vez absorbido el bálsamo, puedes proceder a aplicar el labial líquido. Empieza por el labio inferior, delineando el contorno. Espera un par de minutos a que se seque y después rellena el labio, desde el centro hacia las comisuras. Escurre el pincel para aplicar la cantidad justa, y una vez aplicado presiona los labios. Después espera dos minutos. Ahora es el momento de aplicar las correcciones con un trozo de papel o un hisopo. Una vez terminado, repite el proceso con el labio superior.

¿Qué tono elegir?

El color de tu piel determina qué tonos de los labiales te favorecen más. Si tu piel es morena, te recomendamos tonos vivos o neutros en lugar de los oscuros, ya que piel se vería muy apagada. Si tu tono de piel es medio es preferible optar por labiales medios como marrones, nude o rojo, pero evitando las gamas muy oscuras. Por último, si eres de piel clara elige tonos cálidos y pastel como el coral o el rosa palo. Evita los tonos nude y los colores que marquen un fuerte contraste.

También te puede interesar

Labiales en barra | Eyeliner | Paletas | Brochas | Maquillaje | BB Cream